Monthly Archives: mayo 2013

Toledov, prófugo del fascismo.

By McCarthy

Camaradas:

Con alegría recibimos la noticia de que el actor de talla internacional y reputado defensor de los derechos humanos Güili Toledov consiguió escapar de su arresto domiciliario y llegar a Venezuela, en donde ha pedido asilo político con el fin de acudir lo antes posible a Cuba a continuar desde allí su lucha sin cuartel contra todo aquello que tenga tufillo a fascista, capitalista, imperialista, sionista y/o burgués.

La represión del gobierno reaccionario no se ha hecho esperar: hordas de paramilitares peperos han destruido las estatuas de nuestro héroe erigidas por suscripción popular y han retirado las placas de las numerosísimas calles que recibieron su nombre como justo homenaje a su persona. Además, en una acción miserable, las fuerzas policiales del gobierno han detenido a la familia de Toledov y la mantienen en paradero desconocido, impidiéndola reunirse con él en el exilio.

Innumerables asociaciones defensoras de los derechos humanos han condenado unánimemente todas estas represalias, exigiendo al gobierno del Partido Popular la liberación y facilitación de los salvoconductos necesarios a la familia de Toledov para salir lo antes posible de España.

El MSV lamenta (y tendrá en cuenta para un futuro) la política represiva del gobierno hacia las élites del pueblo, sus subvencionados artistas de progreso. Primero cayó el restaurante de Bardem, ahora Toledov ha de huir al exilio con lo puesto… ¿quién será el siguiente de la lista?

Nuestro héroe será homenajeado en Cuba como se merece.

No sin mi burka

By McCarthy.

Camaradas:

La implantación del socialismo, querida y deseada por la práctica totalidad de los habitantes del Estado Espanyol, tiene que hacer frente, aún, a la furibunda resistencia del franquismo sociológico que, atrincherado en sus últimos bastiones, aún osa oponerse a la voluntad del Pueblo encarnada en el MSV.

Uno de estos actos vergonzosos de oposición al socialismo ha tenido lugar, hace poco, en el Parlament de CatalURSSnya.

Aunque en esta taifa ibérica el progresismo-indigenismo está firmemente arraigado, en tanto no se implante la dictadura del proletariado con todas sus consecuencias aún se mantiene el teatro burgués de las elecciones. Y así, aprovechando este resquicio en el sistema, las fuerzas contrarrevolucionarias se cuelan de rondón en el parlamento y desde allí berrean sus soflamas totalitarias.

Dentro de estos enemigos del Pueblo destaca un partido, más bien un grupúsculo, de fanáticos nostálgicos del finado dictador que responde al nombre de “Ciudadanos”, nombre de claras reminiscencias pequeñoburguesas. Pues bien, ese grupo de fanáticos no tuvo mejor ocurrencia, el otro día, que la de presentar una moción para prohibir el burka en los espacios públicos de CatalURSSnya.

Ante el asombro de las fuerzas parlamentarias progresistas, el cabecilla de este partido, el conocido disidente Albert Rivera, fue exponiendo ante la cámara su propuesta presentándola, con el cinismo que le caracteriza, como una necesidad de seguridad ciudadana cuando en realidad no era sino una vejación más de este individuo a nuestros hermanos musulmanes.

Y en la réplica a dicha propuesta el debate parlamentario rayó a cotas altísimas. Armados con argumentos de lo más contundente, los portavoces de las fuerzas de progreso hicieron ver al Sr. Rivera lo equivocado de su propuesta que, de tan reaccionaria como era, hasta la sucursal catalana del partido contrarrevolucionario decidió abstenerse.

Uno de los portavoces hizo ver, atinadamente, que quién era el parlament de CatalURSSnya para atacar las ancestrales costumbres de las minorías raciales, dignas de respeto mientras no provengan de ese territorio aún llamado España. Otro portavoz hizo énfasis en que la prohibición del burka haría aumentar el paro en el sector textil, tan maltrecho por la crisis. Finalmente, en una intervención que pasará a la historia del parlamentarismo catalán, un orador tocado por la gracia del Padrecito hizo ver a toda la cámara que el burka es la única prenda que ha logrado la liberación total de la mujer, al proporcionarla una zona exclusiva de intimidad en la que puede desenvolverse con total autonomía, al revés que el bikini o la minifalda, que lo único que han conseguido es saciar inconfesables apetitos burgueses y que obligan a la desdichada hembra a seguir bajo el yugo del macho retrógrado dominante.

Tras rechazar la propuesta del Sr. Rivera, en desagravio a la comunidad musulmana, el parlament de CatalURSSnya ha aprobado una partida presupuestaria para subvencionar al 100% la compra de burkas fabricadas por empresas textiles catalanas, a la vez que ha decretado que la próxima edición de la Pasarela Gaudí tenga, como tema exclusivo, el burka en sus infinitas variedades.

El Sr. Rivera, tras el debate, convencido de lo erróneo de su propuesta gracias a los argumentos de las fuerzas de progreso.

Éxito sin precedentes de las nuevas colecciones de burkas en la Pasarela Gaudí.

Documentales socialistas: Kim Jong

El Camarada McCarthy ha ido más allá en el mundo audiovisual, además de los excelentes filmes, ahora también produce y realiza documentales magníficos como este:

Debido a las continuas agresiones del infame gobierno norteamericano a nuestros camaradas de la auténtica Corea (la del Norte), ayudado por el gobierno títere de la falsa Corea (la del Sur, obviamente), el MSV convocó a su élite dirigente a una reunión ultrasecreta para decidir las acciones y medidas a adoptar ante la gravedad de lo que estaba acaeciendo.

Puesto que el gobierno norcoreano ya había encargado al camarada Cao de Benós el reclutamiento de una quinta columna cuya misión será, el día en que se inicien las hostilidades, la de sembrar el caos y la devastación en la retaguardia de los imperialistas agresores, el MSV se decidió por la adopción de medidas más sutiles, pero más contundentes de cara a la opinión pública.

En plena discusión acerca de cuáles deberían ser esas medidas, se escuchó una vocecita que decía: “¿Y si damos a conocer al Pueblo la verdad, reflejada en el documental que tenemos preparado sobre nuestro Gran Líder Kim Jong?” Se hizo instantáneamente el silencio. La idea era genial. Así que a su autor, el camarada Kasfelinsky, se le premió y ascendió por tan brillante idea. Acto seguido, fue castigado y degradado por pensar por sí mismo sin tener la previa autorización del Partido.

Este brillante documental, sereno, mesurado y plenamente objetivo, canto a las infinitas ansias de paz de nuestros camaradas norcoreanos, nos muestra la auténtica realidad de Corea del Norte, un paraíso socialista en donde la inmensa mayoría vive felizmente mientras que una minúscula minoría vive esclavizada por el bien de esa mayoría.

Dicha minoría la constituye la clase dirigente. Sus pesadas tareas y responsabilidades abarcan no sólo la toma de decisiones y la protección a la clase proletaria, sino también la de vivir sumida diariamente en los vicios capitalistas más denigrantes (joyas, mansiones, vehículos de alta gama, mujeres despampanantes, viandas suculentas…) con el único fin de poder conocer en profundidad al enemigo y anticiparse a sus actos de agresión contra este pacífico edén bolchevique. Como seguramente habréis deducido, esta minoría padece de un delicadísimo estado de salud. Sólo hay que contemplar sus fotografías y ver esas inmensas barrigas, símbolo de mala salud y consecuencia de los inmensos sacrificios que realizan en bien del pueblo. Con especial virulencia se ven afectados los miembros de la dinastía dirigente que, aunque siempre suplican al pueblo que elija a otros líderes más capacitados y preparados, son de tal manera queridos y solicitados por las masas que comprenden que ese es el destino inexorable que han afrontar, pero gustosos se sacrifican en pos del bien del Pueblo al que se deben.

Más afortunado es el Pueblo. El régimen les proporciona deporte, ocio, educación, sanidad, vivienda, luz y gas gratuitos. Además, el régimen les ha liberado de la esclavitud de pensar por sí mismos; grandioso avance del socialismo real de cuyas virtudes siempre estarán agradecidas las masas coreanas.

Pero los beneficios, ya inmensos, no se agotan aquí. El régimen ha perfeccionado la dieta coreana y la ha hecho nutritiva, saludable y equilibrada. No hay más que contemplar a los ciudadanos norcoreanos: todos lucen un envidiable tipo delgado y fibroso, envidia de cualquier individuo occidental. Así el pueblo norcoreano demuestra fehacientemente que el negocio de los gimnasios no es más que un instrumento de explotación capitalista que trabaja en estrecha comunión con los restaurantes de comida rápida que, lastimosamente, se han impuesto en occidente y que envenenan a las masas proletarias con sus insalubres viandas.

Las bondades de esta sociedad se extienden también al campo del transporte público. El Pueblo, agradecido, ha renunciado a los medios de locomoción motorizados para ceder sus cuotas de emisiones a la industria pesada del país.

Para finalizar, el documental exhibe los increíbles poderes que posee el Gran Líder. Su metamorfosis en superhéroe del socialismo le capacita para plantarse en yanquilandia en un abrir y cerrar de ojos y devastar el territorio enemigo, invulnerable a las armas capitalistas. Con un superhéroe así, ¿quién necesita misiles intercontinentales?

Como este documental está destinado a todos los públicos proletarios, para no herir la sensibilidad de nuestros pioneritos las escenas de violencia que protagoniza nuestro Gran Líder en plena metamorfosis, han sido sustancialmente moderadas.

Por tanto, próximamente se exhibirá en todo el territorio nacional esta obra maestra divulgativa: Kim Jong, apocalipsis rojo en Manhattan.